Académico Gobo

Puede que los jugadores tengamos mala reputación y puede además que esa mala reputación nos la hayamos ganado a pulso. Y por poder también podría ser cierto eso de que el juego va de la mano del alcohol y de qué sé yo cuántas cosas dañinas más. Los vicios, como las desgracias, nunca vienen solos. O al menos eso dicen.

Los tahúres debemos cargar con esa pesada mochila de sexo, droga y rocanrol, pero eso no es incompatible con viajar y con tener inquietudes por descubrir e intentar comprender el mundo de locos que nos ha tocado vivir. Algunos incluso, en los pocos ratos libres que nos dejan nuestras múltiples adicciones, nos atrevemos a juntar letras y todo.

Ayer publiqué mi primer artículo en Academia Play y es posible que en adelante siga colaborando con esta gente, aunque sea de ciento en viento. Echad un vistazo si os apetece. No soy bueno haciendo refritos de Wikipedia, tengo poco de divulgador y menos aún de científico, así que lo único que puedo aportar son vivencias de un tahúr errante, al más puro estilo malviviendodelpoker.

Esta entrada fue publicada en Geografía mochilera. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .