Yo pisaré las calles nuevamente

Ya han pasado más de cuatro décadas desde que Pablo Milanés quiso volver a pisar las calles de la Santiago ensangrentada que vio morir a Allende, tiempo suficiente para que la lluvia haya lavado la sangre de las calles y para que Pinochet sea historia. Aunque probablemente cuarenta años no sean nada para las familias de los miles de asesinados y desaparecidos durante su dictadura.

Con la vuelta a la democracia Chile se consolidó entre las principales potencias económicas de América Latina, eso es al menos lo que dicen organismos internacionales como el FMI y compañía, que se pirran por elaborar rankings y por aplaudir o tirar de las orejas, según corresponda, a sus aborregados alumnos. Otros autores señalan que los buenos datos macroeconómicos ocultan sin embargo enormes desigualdades sociales, pero a estos últimos no les suelen invitar a pasarse por los telediarios.

Los dos párrafos de arriba dormían el sueño de los justos en mis amarillentos apuntes de Geografía de América Latina y hoy, por ser la víspera, los he desempolvado en un extraño ataque combinado de curiosidad científica y nostalgia. En esos papeles rancios, tan rancios como que son del siglo pasado, el joven Gobo escribió también que Chile albergaba en su territorio desde el desierto más árido del mundo hasta el viento helador que sopla donde la tierra acaba, y que tumbado a la orilla del mar casi pueden tocarse con la mano las montañas más altas del continente, así de cerca están.

En unas horas me pongo en camino y mañana espero pisar las calles de Santiago de Chile, y así ya no tendré que recurrir a mis académicos recuerdos, y podré empezar a contaros las cosas como son, o por lo menos como yo las veo.

De entre todas las posibles, me he quedado con esta dignísima versión de Reincidentes

Esta entrada fue publicada en Chile, Preparados, listos... y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a Yo pisaré las calles nuevamente

  1. bj dijo:

    Buen viaje y que tu nueva etapa sea de lo más prolífica. Envidia me das.

  2. bj dijo:

    Algún día tienes que explicar cómo lo haces para empaquetar todo. O te gastas un dineral en peso extra o te lo recompras todo en el destino. O mejor haz una foto de las maletas.
    Porque si yo cuando viajo 15 días ya casi llego al límite de peso…y sin contar con el equipo informático para grindar que solo con eso ya tendría la mitad del cupo…supongo que yendo a sitios baratos y cálidos como sueles ir ya te compras allí los pocos trapitos.

    • josigrock dijo:

      Jjeje, no hay ningún secreto. Debo ser un tío bastante espartano y con poca cosa me sobra. Normalmente con una maleta de 20 kg, una mochililla en un hombro y el portátil en el otro ya voy servido. Así me he venido a Chile.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.